Consejos para conseguir tu primer trabajo de enfermera

Obtener tu licencia de enfermera ha sido uno de tus mayores logros. Ahora es el momento de entrar en la profesión de enfermería. Empezar puede ser un poco abrumador al principio, ya que hay muchas vías profesionales que explorar, ¡pero eso es algo bueno! Ser enfermera te abre muchas puertas profesionales, y una vez que empieces a poner algo de experiencia laboral en tu currículum, las posibilidades son ilimitadas.

Pero hay que empezar por algún sitio. Aquí tienes un plan de juego para encontrar, solicitar y conseguir tu primer trabajo de enfermería.

1. Encontrar el trabajo adecuado para ti

Por supuesto que sabes que quieres un trabajo de enfermería, pero hay diferentes tipos de trabajos de enfermería. ¿Prefieres trabajar en un hospital? ¿Prefieres cuidar a los ancianos en una residencia? ¿Has oído hablar de un puesto vacante en un centro de salud local? ¿Quizás tu trabajo soñado es ser enfermero/a de escuela? ¿Anhela la aventura que supone ser una enfermera viajera?

Éstas son sólo algunas de las preguntas que debes hacerte al comenzar tu búsqueda de empleo. Si estás abierto a todo lo anterior, tendrás más opciones entre las que elegir, por supuesto. Estos son algunos de los lugares en los que puede haber oportunidades de empleo:

  • Hospitales de la zona
  • Clínicas
  • Hogares de ancianos, proveedores de atención residencial o centros de rehabilitación
  • Proveedores de seguros médicos
  • Agencias de enfermería de viaje
  • Agencias de atención sanitaria a domicilio

2. Superar la falta de experiencia

Al comenzar su búsqueda, puede observar que muchos puestos requieren varios años de experiencia. Tal vez te preguntes cómo adquirir esta experiencia. El centro de carreras de tu escuela de enfermería puede colaborar con los hospitales locales para contratar a los recién graduados, así que asegúrate de consultar con ellos las oportunidades. También es posible que quieras buscar prácticas o programas de observación del trabajo. Aunque te sientas sobrecualificado para estos puestos, es una forma estupenda de establecer una red de contactos y mostrar a los posibles empleadores lo buen trabajador que eres.

Otra opción disponible para los enfermeros sin mucha experiencia son los puestos temporales de guardia. Dado que los enfermeros de guardia o per diem son necesarios debido a la escasez de personal, puedes encontrar que requieren menos experiencia y pueden permitirte trabajar en la especialidad o lugar en el que realmente quieres estar.

3. Buscar las ofertas de trabajo adecuadas

Una vez que tenga una idea del tipo de puesto que desea y dónde quiere trabajar, puede empezar a buscar puestos específicos. Muchos expertos en carreras profesionales aconsejan a los nuevos enfermeros que realicen búsquedas de empleo específicas a través de las bolsas de trabajo de su área de especialización. Puedes empezar por consultar los puestos disponibles aquí, en la mayor bolsa de trabajo de enfermería del país. Si hay un hospital en particular que te interesa, puedes buscar en su página web para ver si tienen alguna vacante.

Independientemente de dónde busques, la clave es introducir los criterios de búsqueda pertinentes (y ampliarlos o afinarlos en consecuencia) y, a continuación, leer detenidamente las descripciones de los puestos de trabajo para encontrar los que puedan encajar contigo.

4. Comprobar las cualificaciones

Es obvio que tendrás que estar autorizado por tu estado, pero lee atentamente para ver si hay otros requisitos para el trabajo. Por ejemplo, es posible que sea físicamente exigente, lo que podría suponer un reto para ti. O puede que algunos trabajos requieran candidatos con experiencia previa. Esto no tiene por qué ser un impedimento en todos los casos, pero asegúrate de que no estás intentando competir por un puesto avanzado.

5. Cómo calcular la logística

La ubicación y el horario de trabajo son dos cosas que pueden importarte o no dependiendo de tu situación. Naturalmente, cuanto más abierto estés a trabajar por las noches, los fines de semana o en turnos de 12 horas, más posibilidades tendrás de encontrar trabajo en un hospital. Sin embargo, hay muchos trabajos de enfermería de 9 a 5, y otros que te permiten establecer tu propio horario. En cuanto a la ubicación del trabajo, debería ser un factor a tener en cuenta si vas a tener que tener en cuenta un desplazamiento largo o costoso.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*